La Palabra Perdida…

En este lugar convergen (o deberían) todas aquellas palabras que no escribí, las que se quedaron en papeles extraviados, las que eternamente han dado vueltas en esa “cárcel” que llamamos mente, atrapadas, cercenadas.
Te invito a que adoptes estas huérfanas amigas mías, una vez leídas, serán tuyas, tal vez contigo encuentren el lugar indicado para reposar y terminar su extraviado camino.

Pedro De Los Santos

Anuncios